Vecinos demandan del alcalde Manuel Jiménez q

SANTO DOMINGO ESTE, RD.- Vecinos de los Jardines de Alma Rosa, en Santo Domingo Este, demandaron del alcalde Manuel Jiménez la recuperación del parque de la localidad, que está abandonado desde la pasada gestión, y que alegadamente, prometió resolver desde la pasada campaña electoral.

Denuncian que ante el abandono del área de recreación por parte de las autoridades municipales, es utilizados en horas de la noche por personas que se dedican a consumir estupefacientes y a tener relaciones sexuales en los bancos.

Deploraron que en la actual gestión se haya destruido parte del pavimento que estaba en buen estado y dejaron los trabajos abandonados desde hace meses, imposibilitando que los vecinos puedan usar el parque como antes para caminar en horas de la mañana y la tarde y para reunirse y que, incluso, una señora se cayó al tropezar con los escombros dejados.

“El síndico que está ahora, en su campaña, dijo que esto iba a ser su prioridad para adecentar esto y llevarlo a feliz término y ahora nos hemos enterado que manda a decir que deben juntarse las juntas de vecinos para que lo soliciten, pero cuando vino a buscar los votos no acudió a juntas de vecinos, ¡mire como son las cosas del mundo!

Gloria Moreta dijo que el parque es único espacio de esparcimiento que tiene la comunidad para el uso de niños y adultos, pero que luego de la pandemia, cuando más se necesita, no pueden caminar porque el alcalde Manuel Jiménez lo tiene abandonado.

Manifestó que no encuentran explicación de por qué destruyeron parte del pavimento si estaba bien, para dejar los escombros en medio de donde la gente camina.

“Ni mantenimiento le están dando, sino no iban a trabajar no debían haber picado, por lo menos lo que queremos es que tapen los hoyos y que los manden limpiar”.

Mientras que Isa Cordero y Miguel Ángel Peguero expresaron que los bancos son utilizados como cama parta cometer actos reñidos con la moral, algunas personas que ni son del sector van a fumar drogas y hasta se hacen sus necesidades en el parque.

Vecinos expresaron que algunos les han puesto un “se vende” a sus casas ya que no pueden vivir en paz debido al mal uso que se le da al parque. Expresaron que de noche es oscuro porque los llamados “tigres” se roban los alambres y las bombillas para cometer sus fechorías.

Informaron que durante la gestión de Juan de los santos, que fue el que construyó el parque había un personal que se encargaba de la limpieza y la seguridad, pero que ahora no hay nada de eso, más que la hierba que crece sin que la alcaldía se muestre interesada en cortarla.

admin